“El ataque a Télam no tiene nada que ver con una reducción del gasto público”

por Revista Cítrica
Fotos: Somos Télam
03 de abril de 2024

Jerónimo Rojas, que integra el área de publicidad de la Agencia, explica las razones por las cuales la pauta oficial, lejos de ser una mera propaganda política, es una responsabilidad de Estado y por qué Télam garantiza que la información también sea un derecho.

Por Jerónimo Rojas

 

Hace 16 años que trabajo acá, entré en el año 2007 y me encontré con un grupo de trabajadores que tenía un gran sentido de pertenencia a su trabajo. Que no solo venía acá por un sueldo, que es lo que le da dignidad también a un trabajo, sino que tenía una convicción y una vocación de hacer una agencia de noticias cada vez mejor. Eso quiere decir que la sociedad tenga el derecho a estar informada: sea por una campaña de bien público o por los contenidos informativos que genera Télam.

Trabajo en el sector de publicidad, en la parte de planificación. Hacemos el circuito administrativo de todo lo que tiene que ver con la pauta oficial. Para  quienes no saben o creen que la pauta es una usina de propaganda, la pauta oficial tiene que ver con una responsabilidad del Estado de visibilizar campañas de bien público. Para dar un ejemplo concreto: la campaña de prevención del dengue. Si no hay campaña, la gente tal vez no sabe qué hacer para evitar que la enfermedad se propague. Desde nuestro sector, generamos la orden de publicidad para que los medios pauten. Medios comerciales, medios comunitarios, gráficos, radiales o televisivos.

Entendí con los años acá dentro y conociendo la gente, que se puede desde el lado de los trabajadores dar soluciones al Estado. Porque nosotros somos parte del Estado y entendemos que tiene un rol fundamental: el de informar. Télam es una parte de nuestra vida también y por eso es que estamos acá: no solo defendiendo nuestro ingreso económico o nuestro puesto de laburo sino también defendiendo a la agencia de noticias y defendiendo el rol que cumple.

No es la primera vez que apuntan contra Télam. Aunque este nuevo ataque tiene una particularidad violenta, con un vallado policial de madrugada, y un presidente que no sabemos qué pretende hacer del Estado. En realidad sí sabemos: pretende ajustarlo, reducirlo a la mínima expresión, sin importar las consecuencias de lo que eso genere. Los medios públicos representan el 0,017 por ciento del PBI de la Argentina, con lo cual esto no tiene nada que ver con una reducción del gasto público. Hay una sociedad que tiene que entender que la información también es un derecho. Y nosotros estamos acá para eso también.