El ministerio popular de los alimentos

por Revista Cítrica
Fotos: Juan Pablo Barrientos
11 de octubre de 2019

La Unión de Trabajadores de la Tierra (UTT) organizó un nuevo Alimentazo en Plaza de Mayo: rúcula, acelga, lechuga, zanahorias, verdeo y zapallitos a precios populares.

La calle como escenario de la política. El espacio público donde las cifras de la pobreza, de la indigencia y del ajuste cobran fisonomía, rostro y biografía. La realidad que algunas tapas de diarios tapan, al descubierto. Ahí es donde habita el hambre y también donde pueden aparecer las respuestas que no encuentra la política ejercida desde arriba.


En la Plaza de Mayo, el escenario público más representativo de la vida del país, el comienzo del mes de las elecciones muestra:


*pilas de cajones de verduras
*paquetes y frascos de productos alimenticios sobre mesas
*torres de prepizzas
*bandejas desbordantes de panes caseros
*gente
*mucha gente
Hay personas que circulan por la plaza con el apuro céntrico y personas con carritos, bolsas de compras y mochilas que paran.


En la plaza del pueblo, la antesala del poder político entre paredes rosadas donde ministros y secretarios deciden sobre los estómagos de millones, cinco prepizzas se consiguen a 100 pesos, el mismo valor que tiene un bolsón de verduras varias.


También hay paquetes de rúcula, acelga y lechuga a 10 pesos. Y más allá zanahorias, verdeo, zapallitos... En todas partes alimentos, en todas partes precios populares.
Un Alimentazo sostenido por organizaciones de familias productoras, cooperativas de trabajo y otros actores de la economía de abajo que nutren las mesas argentinas en el país del hambre.


Como lo demostraron en el Foro por un Programa Agrario Soberano y Popular, tienen soluciones para la crisis.
Están en la calle.

©2021 Revista Cítrica. Callao 360, Ciudad Autónoma de Buenos Aires - Argentina - Editor responsable: Cooperativa Ex Trabajadores del Diario Crítica. Número de propiedad intelectual:5313125 - infocitrica@gmail.com | Tel.: 45626241