A un año del verdurazo: "Fue una pelea del pueblo que marcó una época"

Nahuel Levaggi, coordinador nacional de la Unión de Trabajadores de la Tierra, recuerda y analiza cómo impactó en el clima social y política una de las represiones más simbólicas que se dieron en las calles porteñas.

“Hoy se cumple un año de que nos reprimieron por salir a vender alimentos a precios populares para paliar el hambre de la gente. Y esa acción de la UTT después fue superadora, porque se terminó transformando en una pelea del pueblo que claramente marcó una cuestión de época, como pasó también con esa foto de la abuelita juntando la berenjena que recorrió un poco el mundo: esa fue la imagen de una época.

En ese momento nosotros sabíamos que iba a ser difícil porque el Gobierno de la Ciudad ya nos había avisado que no íbamos a poder repartir las verduras. Ellos jugaron a reprimir a uno más en la calle, como se la pasaron haciendo los cuatro años de gobierno, pero al final les salió mal porque se metieron con el alimento. Y el verdurazo que hicimos unos días después en Plaza de Mayo “Palos o lechuga, vos qué elegís”, fue el mejor ejemplo de eso: la movilización fue enorme porque además de la gente que fue a buscar la verdura, había miles y miles acompañando y marcando cuál era el camino.

Ese año, que fue de pelea y pelea, al final terminó rindiendo sus frutos: lo que pasó fue un quiebre irreconciliable de la sociedad con el macrismo y a partir de eso nosotros entendimos como organización que estuvimos, y seguimos estando, haciendo lo que hay que hacer. Por eso ahora también este Gobierno decidió tomar lo que hacemos como propuesta concreta, como política pública, y para eso incorporó a nuestro sector como parte fundamental de la solución al problema de la agricultura familiar, lo que representa un logro bastante importante para nosotros.

A pesar de tener al Gobierno anterior en contra, fortalecimos muchísimo toda la estructura de comercialización de producción agroecológica y de políticas de género. También, el Foro Agrario, que se hizo en mayo, y el planteo del Programa Agrario Soberano y Popular fueron dos cosas que consolidaron muchísimo a nuestro sector como un importante actor social.

Por otro lado también, todavía estamos en proceso de inicio de nuestra organización, y si bien se avanzó con la cuestión de la tarjeta alimentaria, en lo que tiene que ver con apoyos reales al sector, aún estamos esperando que sucedan ciertas cuestiones concretas.

Nuestros desafíos siguen siendo, además de ser una política de Estado, poder lograr el fortalecimiento de la organización popular y el protagonismo de los trabajadores y las trabajadoras”.

Nahuel Levaggi, coordinador nacional de la Unión de Trabajadores de la Tierra, reflexiona sobre su organización y sobre una de las tantas represiones del macrismo: el día en que la policía de la Ciudad respondió con palos y gas pimienta a la propuesta de la UTT de ofrecerle al pueblo berenjenas, lechugas y tomates sin veneno a precios populares.

©2021 Revista Cítrica. Callao 360, Ciudad Autónoma de Buenos Aires - Argentina - Editor responsable: Cooperativa Ex Trabajadores del Diario Crítica. Número de propiedad intelectual:5313125 - infocitrica@gmail.com | Tel.: 45626241